Ortodoncia es una especialidad de la odontología que se encarga de la corrección de los dientes y huesos posicionados incorrectamente. Los dientes en mala posición y los que no muerden correctamente unos contra otro son difíciles de mantener limpios, corren riesgos de pérdida precoz debido a caries y enfermedades periodontales, y ocasionan una tensión extra sobre los músculos de la masticación que puede generar dolores de cabeza, síndrome de ATM y dolores varios en cuello, hombros y espalda. Además, los dientes girados o posicionados incorrectamente desmerecen nuestro aspecto.

Los tratamientos ortodóncicos tienen la ventaja de proporcionarnos una boca sana, una sonrisa de aspecto agradable y dientes con mayores posibilidades de durar toda la vida.

El especialista en este campo recibe el nombre de ortodoncista. Además de la formación universitaria básica de cuatro años, el ortodoncista cuenta con dos o más años de estudio en un programa de especialización en ortodoncia.

¿Qué necesito saber sobre ortodoncia?

¿Cómo sé si necesito ortodoncia?

Sólo un odontólogo u ortodoncista puede determinar si usted necesita un tratamiento de ortodoncia basándose en elementos de diagnóstico tales como historia clínica y odontológica completa, examen clínico, modelos en yeso de sus dientes, radiografías y fotografías. De acuerdo con el diagnóstico realizado, pódemos definir si usted necesita un tratamiento de ortodoncia y desarrollar un plan personal de tratamiento adecuado a sus necesidades.

Algunos casos que requieren ortodoncia

Si usted tiene alguna de las siguientes afecciones, es probable que necesite un tratamiento de ortodoncia

  • Sobremordida
  • Submordida
  • Mordida cruzadas
  • Línea media desplazada
  • Espaciamiento
  • Apiñamiento

¿Cómo funciona el tratamiento de ortodoncia?

Se utilizan diversos tipos de aparatos, fijos y removibles, para mover los dientes, volver a entrenar los músculos y modificar el crecimiento de las mandíbulas. Estos aparatos funcionan aplicando una presión suave sobre los dientes y los huesos. La severidad del problema deteminará cuál será el enfoque ortodóncico más eficaz.

No te quedes con dudas! Contactanos!

Déjanos tu email y te responderemos a la brevedad posible

Email